fbpx

Centro de Investigación Informática Lazarus

Adopta la filosofía de no confiar en nadie para garantizar la seguridad en tu empresa (Zero Trust)

Cuando una empresa forma parte del mundo digital, obtiene la ventaja de poder diversificarse y darse a conocer a más público, sin embargo, también puede ser vulnerable al robo de información en internet.

Para evitar que los datos privados de un negocio se filtren de manera anónima, es necesario comprobar constantemente la actividad de todos aquellos con acceso a dichos datos, también es preciso asegurarse que la persona es quien dice ser, la filosofía de verificar, luego confiar.

¿Qué es exactamente Zero trust?

Para entenderlo mejor se puede tomar el siguiente ejemplo: imagina a un guardia de seguridad, cuyo objetivo es asegurar que la empresa no correrá ningún riesgo, por ello se apega a un conjunto de protocolos, tales como, revisar credenciales, preguntar sobre las intenciones de un empleado y chequear lo que lleva consigo. Este proceso se haría miles de veces sin importar que la persona que intente ingresar al lugar haya trabajado por décadas ahí. El hecho es asegurarse de sus intenciones.

Obviamente si se manejan dispositivos conectados a internet el proceso sería mucho más complejo, pero la idea principal es proteger lo máximo posible la información que maneje un negocio. Para ello se crearon diferentes fases metodológicas con el propósito de estructurar un modelo de trabajo seguro.

A continuación, te explicaremos nuevas formas de gestionar un ambiente laboral en la red, de manera resumida y concisa.

Protocolos de trabajo que garantizan la seguridad de la empresa

Primero, designa qué software, aplicaciones y programas utilizarán tus equipos dentro del ambiente laboral, investiga sobre ellos y verifica que cumplan con tus exigencias.

Por otro lado, asigna un usuario y contraseña específica a cada empleado, monitorea su actividad y asegúrate que siempre se identifique con las credenciales que le entregaste.

Asegura que los sitios web que utilicen tus usuarios sean seguros, que no estén infectados con algún virus que pueda ser dañino para el equipo.

Establece reglas sobre cómo se debería tratar la información, crea un plan específico sobre cuales están autorizadas.

Asimismo, evita que tus trabajadores o cualquier persona utilice algún equipo que no esté admitido en tu ambiente laboral.

Por último, recuerda monitorear constantemente la actividad que se maneja en tu empresa, esto para prevenir cualquier anomalía.

De ser posible registra las acciones que se realizan a diario, si en algún momento sucede un evento no usual, consulta la razón de ello.

Este proceso es bastante metódico y complejo, pero es una forma excelente de asegurar la privacidad de una empresa.

Tambien te podría interesar

¿Conoces el Grupo Lazarus?